In Sin categorizar

Corregir y alinear los dientes y la mandíbula para lucir una sonrisa estéticamente agradable y tener una mordida saludable es posible gracias a la ortodoncia.

En la actualidad, existen diferentes opciones para llevar a cabo un tratamiento de ortodoncia. Entre las más populares, se encuentran la ortodoncia estética con brackets transparentes, y la ortodoncia tradicional con brackets metálicos.

Ambos brackets cumplen la misma función, pero existen diferencias entre ambas ortodoncias. ¡Descubre cuál es la mejor para ti!

Ortodoncia con brackets transparentes

Este tipo de ortodoncia estética utiliza brackets transparentes para corregir diferentes problemas de maloclusión dental.

Fabricados con materiales cerámicos o de zafiro, se asemejan al color natural de los dientes, lo que los hace mucho menos visibles que los brackets metálicos.

Una de las principales ventajas de la ortodoncia estética es su apariencia discreta. La ortodoncia con brackets transparentes puede disimularse más que con los metálicos, lo que permite a los pacientes sentirse más seguros y cómodos durante el tratamiento.

Sin embargo, la ortodoncia estética también tiene algunas limitaciones. Los brackets transparentes pueden ser más propensos a mancharse con el consumo de alimentos y bebidas, como café, té o vino tinto. Además, este tipo de ortodoncia puede ser más costoso que la ortodoncia metálica, ya que los materiales utilizados son más caros.

Ortodoncia con brackets metálicos

La ortodoncia con brackets metálicos es el método más tradicional y común utilizado en el tratamiento de maloclusiones dentales. Fabricados en acero inoxidable, se pegan a los dientes utilizando un adhesivo dental, y se conectan entre sí mediante arcos metálicos, que aplican presión para mover los dientes gradualmente a su posición correcta.

Este tipo de ortodoncia ha evolucionado hacia los brackets de baja fricción o de autoligado, en donde el tiempo del tratamiento es más corto, y el paciente sufre menos dolores y molestias.

Tanto la ortodoncia con brackets tradicionales como los de baja fricción son menos propensos a mancharse y no requieren tanta atención y cuidado en comparación con la ortodoncia estética.

En términos de costos, la ortodoncia metálica suele ser más económica que la estética, lo que la convierte en una opción más accesible para muchos pacientes. Sin embargo, es importante tener en cuenta que los brackets metálicos son más visibles y pueden causar cierta incomodidad o irritación al principio del tratamiento.

 

La elección entre la ortodoncia estética y la ortodoncia metálica dependerá de las necesidades y preferencias individuales de cada paciente, ya que ambos cumplen idéntica función y solucionan los problemas de manera efectiva.

Si la apariencia discreta es una prioridad, la ortodoncia estética con brackets transparentes puede ser la mejor opción. Por otro lado, si el costo es un factor clave, la ortodoncia metálica podría ser la alternativa más adecuada.

En Raga Ortodoncia nos preocupamos por la salud bucal de nuestros pacientes en Manresa, Valencia y Albacete, y os ayudamos siempre a elegir la mejor opción, para hacer que el tratamiento sea lo más cómodo para vosotros.